Hace un par de semanas volé a Helsinki para asistir al Finnair’s 2016 Press Day, el encuentro anual en el que esta aerolínea finlandesa presenta a los medios de comunicación sus principales novedades. Como ya he comentado en anteriores ocasiones, me gusta hablar de Finnair porque puedo hacerlo con conocimiento de causa. He volado seis veces con ellos, para visitar Helsinki, conocer la increíble región de la Laponia, y esta última vez para descubrir todo el potencial de Turku -la antigua capital del país-, y el encanto de Naantali, el destino estival favorito de los finlandeses.

Volando con FinnairPor si nunca has utilizado esta compañía te pongo en antecedentes. Más de diez millones de pasajeros al año vuelan con esta aerolínea que conecta 17 ciudades en Asia y 3 ciudades en Norteamérica con más de 60 destinos en Europa. El aeropuerto de la capital finlandesa, Helsinki-Vantaa, es el hub de Finnair. Un aeropuerto compacto y funcional que permite rápidas conexiones en el que los pasajeros pueden disfrutar de wifi gratuito, cargadores sin cables para el móvil y espacios de trabajo, a los que se le suma su Premium Lounge que, tras su inauguración el año pasado, ya se encuentra entre las 10 mejores salas VIP del mundo.

Sala VIP de Finnair. Aeropuerto de Helsinki-VantaaAdemás de ofrecer la ruta más corta entre Europa y Asia vía Helsinki, son muchos los factores que distinguen a esta compañía cuyo objetivo es proporcionar a los viajeros una experiencia única de vuelo de marcado carácter finlandés. Te hablo de calidad del servicio, puntualidad, mínima cifra de pérdida de maletas, de su moderna y renovada flota y, sobre todo, de su compromiso con el medioambiente. Y es que Finnair, miembro de la alianza oneworld y pionera en vuelos sostenibles, es la primera compañía aérea incluida en el ranking mundial que elabora el Carbon Disclosure Project, organización independiente que mantiene la mayor base de datos mundial de información corporativa sobre cambio climático.

El Airbus A350 XWB de Finnair, una nueva sensación de vuelo

Finnair ha sido la primera compañía aérea europea en operar con el nuevo Airbus A350 XWB, un avión de última generación que mejora el confort de los pasajeros y reduce considerablemente las emisiones durante el vuelo siendo hasta un 20% más eco-eficiente que sus predecesores.

Finnair A350 XWB © Master FilmsFinnair A350 XWB clase businessFinnair A350 XWB, clase economyPara enriquecer la experiencia a bordo de los pasajeros, este avión cuenta con Nordic Sky, un sistema de entretenimiento gratuito que puede utilizarse desde los dispositivos móviles. A su completa oferta de canales de televisión, películas, documentales y juegos, ahora incorpora servicios adicionales como tiendas de ropa, reserva de taxis o o la posibilidad de adquirir entradas para espectáculos o conciertos en destino. Además, en los nuevos A350 de Finnair ya se puede disfrutar de conexión wifi, gratis en clase business o previo pago por tramos o trayecto completo en turista (5€ 1 hora o 15€ todo el vuelo).

Cocina y diseño de altos vuelos

Con el propósito de hacernos vivir una auténtica experiencia nórdica, Finnair sigue apostando por ofrecer un servicio de restauración a bordo basado en la calidad, creatividad y frescura de sus platos. Para ello incorpora a su nómina de prestigiosos chefs que elaboran menús de autor en los vuelos de largo recorrido a dos grandes de la gastronomía mundial, Steven Liu y Sasu Laukkonen, cuyas creaciones representan los sabores y aromas de Oriente y Occidente. ¿El toque más dulce? Los deliciosos helados orgánicos de Jymy que se suman al concepto de cocina saludable de Finnair. Aunque estos signature menus solo están disponibles en clase business, los viajeros de clase turista también pueden disfrutar de una amplia selección de opciones nórdicas y asiáticas durante el vuelo.

Steven Liu y su menu de autor para FinnairHablar de Finlandia es hablar de diseño, creatividad e innovación. Igual que hablar de Finnair cuyos aviones cuentan con una colección especial de textiles y vajillas de Marimekko, una de las firmas de diseño finlandesas más conocidas. Un plus de confort, luz y frescura en sus vuelos.

Diseños de Marimekko para Finnair

StopOver Finland: Finnair presenta un nuevo programa que facilita la reserva de escalas

¿Por qué no aprovechar que viajamos vía Helsinki para conocer los atractivos de Finlandia antes de emprender nuestro siguiente vuelo? Descubrir dos destinos en un solo viaje es una opción que está a nuestro alcance con el nuevo programa StopOver Finland que nos propone todo tipo de actividades.

Stopover Finnair

¿Qué hacer durante la escala? Visitar Helsinki, tomarte un día de relax entre vuelos en un spa, cruzar el Círculo Polar Ártico y acercarte a la Laponia para disfrutar de encantadores rincones como la casa de Santa Claus en Rovaniemi, tratar de cazar una aurora boreal… Planes que van desde 5 horas hasta 5 días antes de continuar hasta nuestro destino final. Consulta todo lo que las stopovers de Finnair tienen reservado par ti en su nueva web.

Nuevas rutas y destinos de Finnair

Entre el 14 de mayo y el 27 de agosto, coincidiendo con la temporada de verano, Finnair conectará Biarritz y Helsinki con vuelo directo. Los vuelos se operarán durante todo el período los sábados, y entre el 21 de junio y el 9 de agosto, los sábados y los martes. Esta ruta se suma a los vuelos que Finnair opera diariamente en España desde Barcelona, Madrid y Málaga a Helsinki, y mejorará las conexiones para los pasajeros del País Vasco y Navarra con los destinos asiáticos de la compañía.

Además, durante la época estival, Finnair ampliará su red de destinos en Asia y volará a Fukuoka -una de las ciudades más grandes de Japón conocida por su clima cálido y su oferta turística- con una frecuencia de tres vuelos semanales desde Helsinki, y a Guangzhou, añadiendo una sexta ruta directa a China ya que vuela durante todo el año a Pekín, Chongqing, Hong Kong, Shanghai y, en verano, a Xi’an.

Como ves, para Finnair, la única compañía aérea nórdica con 4 estrellas Skytrax, volar es mucho más que transportar viajeros de un punto a otro del mundo. ¿Nos vemos a bordo?